El recién nacido y tu mascota

by herbalife on 10/01/2017

in Bebe,Entretencion,Familia,Gatos,Hogar,Mascotas,Perros,Salud

El recién nacido y tu mascota

Ayuda al animal para que entienda la llegada de un nuevo integrante a la familia

El perro ve el mundo bien diferente a nosotros los humanos. Con la llegada de un bebé, el perro podría llegar a experimentar varias semanas de depresión postparto. Los perros aprenden las cosas por asociación, y es importante tener en mente que no queremos que el perro asocie al bebé con hechos negativos, tales como reducción del tiempo de juego, ser echado de su habitación, o algo tan sencillo como el cambio de ubicación de su platito de comida. Es adecuado comenzar a hacer los cambios al menos un mes antes del nacimiento del bebé.

Graba una cinta de audio con el llanto de un bebé para que el perro se vaya acostumbrando a ese extraño y potente sonido de gritos y llantos. Los perros poseen un agudo sentido auditivo, y podrían entrar en pánico al escuchar por primera vez este nuevo sonido.

Es recomendable que si el perro no conoce comandos básicos como “¡Acuéstate!” “¡Quieto!” y “¡Deja eso!”, que comience a trabajar en enseñárselos unos meses antes del nacimiento del bebé. Es importante también tener todas sus vacunas al día y que el mismo esté adecuadamente desparasitado.

Una vez el bebé haya nacido, toma alguna ropita o manta que el bebé haya usado y muéstrasela, permítele olerla para que comience a reconocer su olor y así llegue a crear un vinculo con el nuevo integrante de la familia.

Una vez llegue al hogar por primera vez con el bebé, lo mas importante es saludar al perro antes de cualquier otra cosa, mientras la pareja carga al bebé en los brazos. Por haber estado fuera del hogar por unos días, la emoción natural que sentirá la mascota al ver a sus dueños podría hacer que salte y se comporte un poco rudo. Una vez el perro esté calmado, se debe poner una correa al perro y permitirle a distancia observar el bebé, y acariciando gradualmente a ambos. Si el perro se mantiene calmado, deja que huela al bebé. Poco a poco bajo supervisión, permite al perro acercarse más.

Casi todas las recomendaciones relacionadas con los perros funcionarán con los gatos, aunque lo más probable es que no tengas tanta suerte cuando quieras darle una orden a tu gato.

Debido a que los gatos se abalanzan instintivamente sobre objetos móviles, generalmente no se sentirán atraídos por un bebé recién nacido. No es una buena idea dejar al gato solo en la habitación con el bebé, ya que a los gatos les gusta acurrucarse sobre los cuerpos tibiecitos y es por ello que podrían tratar de meterse en la cuna para dormir con él.

Las mascotas son parte de nuestra familia y el nacimiento de un bebé no quiere decir que hay que disponer del perro o el gato. Tomar los pasos adecuados asegurará una fácil transición.

Comments on this entry are closed.

Previous post:

Next post:


Estadisticas