From the category archives:

Embarazo

Mitos y verdades de los tratamientos dentales en período de embarazoMitos y verdades de los tratamientos dentales en período de embarazo

“Cada hijo me costó un diente”, este dicho no tiene ningún fundamento dicen los especialistas.

eltipografo.cl

Que la anestesia y las radiografías son perjudiciales para el feto, son afirmaciones frecuentes por parte de las pacientes que dudan someterse a tratamientos dentales durante el embarazo.

Consuelo Rubio, académica de la carrera de Odontología USS Santiago, desmintió algunas recomendaciones sobre un tratamiento odontológico de calidad durante la gestación, poniendo énfasis en que, de no ser una urgencia, las embarazadas deben visitar al odontólogo idealmente el segundo trimestre, es decir, entre la 14 y 28 semana y que deben tener una buena higiene dental.

  1. En el embarazo se puede producir dolor, inflamación o un sangrado al cepillarse, síntomas principales de la gengivitis. Eso es real, las embarazadas tienen más posibilidades debido a los cambios hormonales.
  2. Los vómitos provocan erosión del esmalte, haciéndolo más susceptible a las caries. El primer trimestre las embarazadas sufren de náuseas acompañadas de vómitos.
  3. El dicho “cada hijo me costó un diente”. El dicho no tiene ningún fundamento, si se mantiene una correcta higiene bucal y revisiones periódicas no debería perder ninguna pieza dental.
  4. El bebé obtiene el calcio de los dientes de la madre. Esto no es real, la madre debe consumir productos altos en calcio para la formación y crecimiento del bebé, de lo contrario lo obtendrá de los huesos de la madre, pero nunca de los dientes.
  5. Durante el embarazo no se deben hacer tratamientos dentales ni recibir anestesias para evitar lesiones o problemas en el feto. La doctora Consuelo explica que, lo recomendable es asistir al dentista en el segundo trimestre (14-28 semanas).
  6. Las mujeres embarazadas no pueden exponerse a la radiación de las radiografías. Algo totalmente falso nos cuenta la doctora Rubio, ya que al tomar una radiografía se utiliza un delantal plomado que cubre totalmente la zona del abdomen (de cuello a rodillas).

 

{ Comments on this entry are closed }

Los productos de limpieza pueden causar defectos de nacimientoLos productos de limpieza pueden causar defectos de nacimiento

Muchos productos de higiene personal y de limpieza del hogar contienen compuestos químicos muy peligrosos.

muyinteresante.es

Dos compuestos químicos habitualmente presentes en productos de limpieza del hogar y de higiene personal causan defectos de nacimiento, según un experimento llevado a cabo en roedores por investigadores de la Facultad de Medicina Osteopática Edward VIA y del Colegio de Medicina Veterinaria Virginia-Maryland en Virginia Tech (EE.UU.). Lo recoge la revista Birth Defects Research.

Los expertos, se propusieron examinar el efecto de una clase de productos químicos muy frecuentes en nuestros hogares (compuestos de amonio cuaternario, habituales para la desinfección y como tratamiento antimicrobiano) tanto en ratones como en ratas.

Debido a sus propiedades, estos productos se utilizan rutinariamente como desinfectantes en forma de productos de limpieza para el hogar, detergente para la ropa y suavizante. También se utilizan como conservantes en productos de higiene personal, como champú, acondicionador y en las gotas para los ojos.

{ Comments on this entry are closed }

Las vacunas en el embarazo

eldiario.com.co

En los primeros tres meses de gestación las madres deben ser vacunadas contra infecciones perjudiciales como la tosferina, la influenza y el tétano, enfermedades que si no son prevenidas pueden causar hasta la muerte en ellas y en los hijos.

Si bien la mayoría de las personas son vacunadas desde niños, no todas protegen el resto de la vida, es por esto que a la edad adulta y más si tiene entre los planes tener un hijo, es importante vacunarse. Con las exigidas se logra proteger a la madre y al bebé hasta los dos meses posteriores de su nacimiento.

Después de quedar en embarazo de acuerdo a la pediatra del grupo EMI, Luz Elena Moreno, la primera vacuna que debe colocarse la materna es una dosis contra la influenza, en el primer trimestre de la gestación, si la gestante llega a padecer esta enfermedad sin ser vacunada, el feto estaría expuesto a padecer casos de defectos del tubo neural, malformaciones cardiacas o labio leporino.

La segunda vacuna es contra la tosferina, denominada Tdap, la cual debe ser aplicada entre las semanas 28 y 36. Después de que reciba la dosis se crearán anticuerpos protectores y pasarán algunos al bebé antes del nacimiento, proporcionándole protección hasta los dos primeros meses de nacido.

Además lo resguarda de casos como  neumonía y  encefalopatía (enfermedad del cerebro). Por lo general la tosferina es transmitida al bebé a través de la placenta al momento del nacimiento, si la madre no fue vacunada.

Otras  inyección importante es la  del  tétano, son tres dosis, la primera  debe ser aplicada cuando inicia el embarazo, la segunda a la cuarta semana y la última a los seis meses de gestación, pese a que no coincida con las fechas del embarazo, deben  inyectarse completas, para evitar infecciones en el gestante.

Otras recomendables

Adicionalmente existen vacunas que se pueden inyectar a la materna dependiendo el riesgo que enfrenta, entre las recomendables está la Hepatitis A, B, en caso tal que tenga contacto con personas que tienen este tipo de enfermedades, o tuvo relaciones sexuales con varias personas, o en contacto con agujas o sangre infectada.

Así mismo puede recibir inyecciones contra la rabia,meningitis, polio inactivado, en caso de estar en un lugar donde se desarrolle la epidemia, y contra el Neumococo,si son personas que están en tratamientos que involucren las defensas o le extrajeron el vaso.

“Es importante tener claro que estas deben ser suministradas si tiene la posibilidad de entrar en contacto con ciertas enfermedades, o si corre mayor riesgo de infección”, afirmó la pediatra.

Cuidado, estas no  son seguras

Por los efectos que pueden generar en la gestante y el bebé, la pediatra Luz Elena Moreno dijo que no es seguro vacunarse durante el embarazo contra el Papiloma Humano, la varicela, la triple viral, infección meningocócica y fiebre tifoidea.

“Estas vacunas no son recomendables porque están hechas de virus vivos, de manera que lo mejor es evitarlas durante el embarazo porque puede ser peligroso para la madre y el bebé, generando abortos prematuros o malformaciones”, aseguró la especialista.

Importancia de la vacunación

Las vacunas pueden ayudar a proteger a la madre  y al bebé contra ciertas infecciones durante el embarazo.

Las vacunas durante el embarazo ayudan a mantener al bebé a salvo de infección durante los primeros meses de vida hasta que reciba sus propias vacunas.

No todas las dosis son seguras durante el embarazo, es recomendable hablar con el médico para confirmar que las vacunas que se den sean seguras.

“Las vacunas han demostrado que previenen enfermedades infecciosas graves, los niños recién nacidos hasta los seis meses son los más vulnerables para tener complicaciones y morir, las madres deben estar muy pendientes del esquema de vacunación antes, durante el embarazo y después del nacimiento del bebé”.

Dato: En el momento en que las maternas deben cambiar de ciudad o van de vacaciones a zonas epidémicas, se pueden aplicar vacunas contra la fiebre amarilla.

{ Comments on this entry are closed }

Descubre cómo cuidarte de la temida diabetes gestacional

laprensaaustral.cl

Tras analizar casos de más de 700 mil mujeres, expertos de la Escuela de Medicina de Icahn en el Monte Sinaí y del Instituto Karolinska (Suecia) descubrieron que la diabetes gestacional aumenta el riesgo de sufrir depresión post parto en las madres primerizas y que si, además, la madre ha sufrido un episodio de depresión antes de embarazo, con este tipo de diabetes las probabilidades de tener depresión post parto aumentan hasta en 70 veces más.

Pero, ¿qué es la diabetes gestacional? Es una enfermedad metabólica que se caracteriza por ser reconocida por primera vez durante el embarazo y que usualmente no presenta ningún síntoma. “Por ello, a casi todas las mujeres embarazadas se les realiza una prueba clínica que se llama Prueba de Tolerancia a la Glucosa, entre las 24 y las 28 semanas de gestación”, señala la coordinadora de la carrera de Enfermería de la Universidad del Pacífico, Violeta Villarroel.

Pero, ¿por qué puede producirse esta enfermedad? “Al inicio del embarazo aumenta la secreción de las hormonas femeninas (estrógeno y progesterona), lo que lleva a un aumento en la secreción de insulina y del uso de la glucosa periférica de reserva, y una disminución de la glicemia o nivel de glucosa en la sangre. En el segundo y tercer trimestre de la gestación la demanda fetal por nutrientes aumenta, produciéndose la movilización de los depósitos de glucosa materna, la transformación de glucosa desde las reservas del hígado y la resistencia a la insulina, lo que se manifestará en un aumento de la glicemia después de alimentarse”, explica la especialista.

Dentro de los principales componentes de riesgo para padecer esta enfermedad están los factores hereditarios, como tener antecedentes de diabetes en familiares directos, como padres o hermanos. “Además, haber tenido un embarazo previo con diabetes gestacional, antecedente de muerte fetal sin causa aparente, antecedente de recién nacido grande o macrosómico, feto actual creciendo sobre percentil 90, polihidroamnios (exceso de líquido amniótico) previo o actual y, por último, obesidad”, indica la experta.

Para la enfermera, es indispensable estar atentos a este mal, ya que tanto el niño por nacer como la madre podrían tener complicaciones. “Las complicaciones para el feto son asfixia perinatal, alteraciones metabólicas como hiperbilirrubinemia, hipocalcemia e hipomagnesemia, malformaciones congénitas y dificultad respiratoria del recién nacido. Todas ellas dadas principalmente por la macrosomia o gran incremento de peso para su edad gestacional”, precisa.

Pero más grave aún es que esto aumenta el riesgo de mortalidad. “Ello, considerando que una de las primeras causas de muerte perinatal son las malformaciones congénitas, seguida del síndrome de dificultad respiratoria por membrana hialina”, comenta la docente de la Universidad del Pacífico.

Si bien la especialista indica que los riesgos para la embarazada han disminuido las últimas décadas, la tasa de mortalidad materna es de cinco a diez veces mayor que en una embarazada no diabética. “Las complicaciones principales son de origen metabólico, entre ellas, la más importante es el Síndrome Hipertensivo del Embarazo y también se describe un aumento de infecciones del tracto urinario. Secundario a éstas, existen complicaciones a nivel de riñones, vasculares y retinas propias de la diabetes”, aclara.

A lo anterior, se suma que existen consecuencias posteriores en aquellas mujeres que padecieron diabetes gestacional. “Las mujeres con diabetes gestacional tienen un riesgo de 20 a 50% de desarrollar diabetes en seguimiento a veinte años. Además, si se mantienen los mismos factores de riesgo, la posibilidad de presentar diabetes gestacional en nuevos embarazos es mucho mayor”, puntualiza Villarroel.

Tratamiento y prevención

El tratamiento de la diabetes gestacional es muy relevante y debe ser realizado por un equipo multidisciplinario, formado por un obstetra, un endocrinólogo, una enfermera, una matrona y un nutricionista, en el cual el control obstétrico y la evaluación de la condición fetal debe ser riguroso. “Se debe mantener un control normal hasta las 28 semanas, luego cada dos semanas hasta las 34 semanas y semanal hasta la interrupción del embarazo, poniendo hincapié en el valor de la presión arterial, altura uterina y estimación del peso fetal. A esto se suma además el seguimiento ecográfico de la unidad fetoplacentaria”, señala la coordinadora de la carrera de Enfermería de la Universidad del Pacífico, Violeta Villarroel.

Acá el control metabólico materno es fundamental, siendo el principal tratamiento la dieta, con un control del consumo de hidratos de carbono y azúcares. “Si este tratamiento no es suficiente, se agrega la Insulinoterapia, que consiste en la inyección subcutánea de insulina. Más del 90% de las pacientes diabéticas gestacionales se controlan adecuadamente sólo con régimen”, asegura la enfermera.

Para prevenir la diabetes gestacional, Violeta Villarroel entrega algunos consejos para ayudar a disminuir los factores desencadenantes: Consuma verduras, en especial vegetales verdes como espinaca y acelga; incluya frutas en su dieta; elimine el azúcar de mesa y sustitúyala por stevia o sucralosa; distribuya las calorías en al menos cinco comidas diarias; aumente la ingesta de fibra; practique ejercicio con regularidad.

{ Comments on this entry are closed }

Una nueva técnica podría duplicar el éxito de los tratamientos para la infertilidad

Investigadores de OHSU y Salk Institute desarrollan un nuevo método para transmitir el material genético de una madre a huevos de donantes

abc.es

Las mujeres con infertilidad o aquellas con una predisposición genética a transferir una enfermedad mitocondrial podrían algún día beneficiarse de un nuevo descubrimiento realizado por científicos de OHSU y del Instituto Salk de Estudios Biológicos (EE.UU.). Los investigadores, liderados por Shoukhrat Mitalipov, han visto que es posible regenerar huevos humanos o ovocitos -las fases celulares más iniciales de un embrión- haciendo uso de un material genético, ADN, que habitualmente se desecha: los ‘cuerpos polares’.

Tal y como explican en el último número de la revista «Cell Stem Cell», este ADN proviene de pequeñas células denominadas ‘cuerpos polares’ que se forman fuera de los ovocitos y contienen el mismo material genético que el núcleo de un huevo de la mujer. Hasta ahora, nunca se había demostrado que los ‘cuerpos polares’ fueran útiles para generar huevos humanos funcionales que pudieran ser utilizados en los tratamientos de fertilidad. En el estudio, los científicos trasplantaron con éxito un ‘cuerpo polar’ de un ovocito en desarrollo de una mujer al citoplasma de un ovocito de una donante despojado de su núcleo.

Y, a pesar de que la técnica podría demorarse muchos años antes de llegar a un ensayo clínico, en el futuro podría ser importante para aquellas mujeres de avanzada edad que quieren tener hijos. «Sabemos que la fertilidad disminuye a medida que las mujeres envejecen», afirma Mitalipov, director del Centro OHSU de Terapia Celular. «Ahora disponemos de una forma de duplicar el número de ovocitos que podemos obtener en una sesión de fertilización in vitro».

«Aunque únicamente pudimos examinar un número limitado de líneas celulares, desde el punto de vista de los perfiles epigenómicos la calidad de las células embrionarias derivadas de los cuerpos polares parece bastante prometedora», apuntó por su parte otro de los autores, Joseph Ecker, director del Laboratorio de Análisis Genómico del Salk Institute.

Al rescatar los cuerpos polares los investigadores, gracias a una técnica de transferencia nuclear, fueron capaces de formar nuevos oocitos genéticamente relacionados con la madre. Y cuando se fertilizaron con espermatozoides, los nuevos ovocitos se convirtieron en embriones viables. Pero los expertos advierten: ninguno de los embriones se implantó para llevar a cabo un embarazo real.

«Normalmente, los cuerpos polares se desintegran y desaparecen durante el desarrollo de los ovocitos», explica Hong Ma, del Centro de OHSU. Ahora, subraya, «hemos sido capaces de reciclarlos y esperamos que al hacerlo podamos duplicar el número de huevos de pacientes disponibles para la fertilización in vitro». «Esta es la primera investigación sobre la sorprendente viabilidad de los ‘cuerpos polares’ humanos y revela una nueva fuente de material genético previamente descartado», añade Ryan O’Neil, co-primer autor y investigador de Salk.

Enfermedades mitocondriales

Además de beneficiar en el futuro a las mujeres de avanzada edad que quieren tener hijos, la técnica puede presentar otra oportunidad para ayudar a aquellas mujeres portadoras de mutaciones en las mitocondrias, las pequeñas centrales energéticas que se encuentran en el interior de las células. Las mutaciones en las mitocondrias pueden causar enfermedades mitocondriales en los hijos.

Las técnicas de reemplazo mitocondrial tienen el potencial de prevenir la transmisión del ADN mitocondrial causante de la enfermedad. Esta aproximación terapéutica, destinada a evitar la trasmisión de mutaciones patológicas a la descendencia, consiste en reemplazar las mitocondrias con alteraciones de la madre por mitocondrias de una donante sana.

Sin embargo, la extensión de esta tecnología, conocida popularmente como «hijos de tres padres genéticos», y que ya ha sido aprobada en Reino Unido, requiere una comprensión global de la relevancia fisiológica de la variabilidad del ADN mitocondrial. Ahora, apunta Mitalipov, «esta nueva técnica maximiza las posibilidades de que las familias puedan tener un hijo a través de las técnicas de fertilización in vitro libre de mutaciones genéticas».

Mitalipov desarrolló previamente una terapia de reemplazo mitocondrial que implica la implantación del núcleo del huevo del paciente – o huso – en un huevo donado sano despojado de su núcleo original. Mitalipov además es el padre de Roku y Hex, los primeros «monos quiméricos» creados a partir de una mezcla embrionaria de seis primates, y su equipo también fue el primero en desarrollar embriones humanos de cinco días de edad con genes de tres padres, lo que supuso una gran avance para el tratamiento de las enfermedades mitocondriales.

{ Comments on this entry are closed }

 

Crean espermatozoides funcionales a partir de células madre

Representaría una solución futura para tratar la infertilidad masculina.

muyinteresante.es

1 de cada 3 casos de la incapacidad de las parejas del planeta para tener hijos se debe a la infertilidad masculina; pero este problema podría tener los días contados. Un equipo de científicos de la Universidad de Medicina de Nanjing (China) ha logrado crear por primera vez células espermáticas en laboratorio. El trabajo ha sido publicado en la revista Cell Stem Cell.

La meiosis, una de las formas de la reproducción celular que se produce en las glándulas sexuales para la producción de gametos, es la clave de este problema de infertilidad masculina. Básicamente, la meiosis no ocurre. Y, sin ella, los espermatozoides no son funcionales y por tanto no tienen capacidad para fecundar el óvulo.

Los científicos habían tenido dificultades para completar con éxito todos los pasos esenciales de la meiosis en laboratorio, lo que suponía un obstáculo importante para la producción de espermatozoides y óvulos funcionales in vitro. Hasta ahora.

El experimento se llevó a cabo con células madre embrionarias de ratón. Los expertos expusieron las células a un cóctel químico que provocó que estas se convirtieran en células germinales primordiales. Tras esto, las células resultantes fueron expuestas a células testiculares: el resultado fue que las células madre embrionarias se convirtieron en células de esperma funcionales. El éxito fue rotundo pues al inyectarlas en óvulos de hembras fértiles, y tras un periodo de embarazo de poco más de 20 días, el proceso dio lugar al nacimiento de ratones completamente sanos.

A la luz de los resultados, el proceso de meiosis fructificó completamente: la producción de espermatozoides, además, llevaba un contenido cromosómico correcto y los embriones desarrollados progresaron de forma normal.

“Si demuestra ser segura y eficaz en los seres humanos, nuestra plataforma podría generar potencialmente espermatozoides completamente funcionales para la inseminación artificial, o en técnicas de fertilización in vitro. Debido a que los tratamientos actualmente disponibles no funcionan para muchas parejas, esperamos que nuestro enfoque pueda mejorar sustancialmente las tasas de éxito para infertilidad masculina”, explica Jiahao Sha, líder del estudio.

{ Comments on this entry are closed }

 

La sonrisa de mamá: salud bucodental durante el embarazo

noticiasdel6.com

El embarazo conlleva una serie de cambios orgánicos que pueden repercutir en la cavidad bucal provocando un mayor riesgo de caries y enfermedades en las encías. El Departamento de Odontología, en conjunto con la Dirección de Atención Primaria de la Salud (APS) aconsejan que las embarazadas realicen visitas periódicas al odontólogo, lleven una correcta higiene bucal (cepillando sus dientes 3 veces al día) y sigan una dieta equilibrada.

La cavidad bucal es el inicio del sistema digestivo. En la vida de un adulto, la salud bucodental está directamente relacionada con su calidad nutricional. A medida que pasen los meses de embarazo, es normal ingerir pequeñas cantidades de comida con mayor frecuencia. Frente a esto, se deben evitar los alimentos dulces (golosinas, zumos envasados, refrescos, bollería, etc.), ya que las bacterias de la placa dental utilizan el azúcar que comemos para producir ácidos que atacan el esmalte de los dientes provocando caries (enfermedad infecto contagiosa). Para prevenir esto, no debemos descuidar la higiene bucal.

Es importante desterrar el mito de que el bebé obtiene el calcio de los dientes de su madre. Cuando el bebé necesita calcio, lo obtiene a través de la dieta o de los huesos de la madre, pero nunca de sus dientes. Por eso la importancia de la buena alimentación. Si presentas caries, puede que otro de los motivos sean los vómitos asociados al embarazo o el reflujo del ácido del estómago, que provoca una erosión del esmalte del diente volviéndolo más susceptible a la caries.

Dolor en las encías:

Los cambios hormonales que acompañan al embarazo favorecen la aparición de gingivitis. Se denomina gingivitis a la inflamación localizada en la encía que puede provocar dolor generalizado de la boca y una mayor tendencia al sangrado. Si la gingivitis avanza puede agravarse detonando en la enfermedad periodontal. Cepillando a diario las piezas dentarias, se retira la Placa Bacteriana evitando así esta enfermedad.

Los problemas de las encías aparecen a menudo durante el segundo mes del embarazo, suelen ser máximos en el octavo mes y mejoran tras el parto. Si antes del embarazo ya existían problemas gingivales o enfermedad periodontal, probablemente se agraven.

Los cambios hormonales del embarazo no podemos controlarlos pero sí eliminar el resto de factores que provocan gingivitis y que son principalmente: la placa bacteriana (hay que limpiar cada día los dientes) y el sarro (deberás realizar una limpieza de boca con tu odontólogo).

¿Pueden las radiografías o el tratamiento dental afectar al bebé?

El examen radiográfico sirve de diagnóstico y seguimiento de ciertos tratamientos dentales. El haz de rayos radiográficos no va dirigido hacia el abdomen y la cantidad de radiación que se produce es pequeña, por lo que podrán realizarse radiografías dentales durante el embarazo siempre y cuando se ponga un delantal de plomo que cubra el abdomen  de la embarazada y proteja al bebé.

El segundo trimestre de embarazo suele ser el mejor momento para realizar tratamientos dentales, ya que no existe ningún problema en utilizar anestesia local. El odontólogo usará fármacos anestésicos que no afectan al bebé. Sin embargo, las embarazadas pueden recibir el tratamiento dental que necesiten.

Durante el último trimestre, se procura evitar la realización de tratamientos largos para evitar la incomodidad de la embarazada en el sillón dental, fuera de esto, no existe ningún inconveniente en practicar tratamientos. Por otro lado, se debe tener en cuenta que si existen antecedentes de partos prematuros debe evitarse dicho tratamiento durante los últimos meses.

{ Comments on this entry are closed }

 

La falta y el exceso de sueño durante el embarazo podrían provocar un aumento de peso

El hallazgo apunta al motivo de que los problemas de sueño se vinculen con malos resultados en el embarazo, según una investigadora

healthfinder.gov

Dormir muy pocas o demasiadas horas por la noche podría conducir a un aumento excesivo de peso durante el embarazo, sugiere un nuevo estudio.

“Sabemos que dormir mal durante el embarazo se ha vinculado con unos resultados adversos del embarazo”, escribió la investigadora, la Dra. Francesca Facco, del Instituto Nacional de Salud Infantil y Desarrollo Humano de EE. UU.

“Nuestros hallazgos ofrecen un mecanismo potencial [el aumento de peso] que vincula dormir mal en el embarazo y los malos resultados”, comentó en un comunicado de prensa de la Sociedad de Medicina Materna y Fetal (Society for Maternal-Fetal Medicine).

Investigaciones anteriores han sugerido que dormir mal se asocia con el aumento de peso y la obesidad en las mujeres que no están embarazadas. Los autores de este nuevo estudio deseaban examinar un vínculo posible entre el sueño y el aumento de peso en el embarazo.

El estudio incluyó a 751 mujeres embarazadas cuyo sueño se monitorizó durante siete días seguidos. Alrededor de dos tercios de las mujeres durmieron entre siete y nueve horas por noche.

Los investigadores encontraron que una duración corta o prolongada del sueño se asociaba con un aumento adicional de peso durante el embarazo.

El estudio se presentó el jueves en la reunión anual de la Sociedad de Medicina Materna y Fetal, en Atlanta.

Las investigaciones presentadas en reuniones se consideran preliminares hasta que se publican en una revista médica revisada por profesionales.

{ Comments on this entry are closed }

 

Los bebés nacidos con microcefalia también sufren problemas de visión vinculados al virus Zika

elmundo.es

Los bebés nacidos con microcefalia en Brasil, aparentemente, a causa del Zika [relación que aún no está demostrada científicamente pero que, según dijo ayer la OMS, existe una “fuerte sospecha” de su existencia] están sufriendo también importantes daños en su vista y, probablemente, también en los oídos, según han informado médicos del país latinoamericano.

La mitad de los 135 bebés evaluados en el centro de rehabilitación de la ciudad de Recife sufren de una visión limitada debido a que tienen deformados los nervios ópticos y las retinas. Muchos son bizcos, ha dicho la oftalmóloga Camila Ventura.

“Sus ojos están marcados de por vida”, señaló la doctora, que apuntó que “entre el 40 y el 50% de estos niños padecen importantes complicaciones visuales”.

Desde el año pasado, Brasil ha detectado alrededor de 3.700 casos de bebés nacidos con microcefalia, esto es, con un cerebro anormalmente pequeño. Se trata de una complicación neurológica de la que se está investigando su relación con el virus Zika. El aumento de la incidencia de esta malformación no tiene precedentes en Brasil, país que solía tener unos 150 casos al año, habitualmente.

Los médicos del centro de rehabilitación de Arrecife Altino Ventura están, en estos momentos, haciéndole pruebas a los bebés nacidos con este defecto congénito para determinar qué son capaces de ver y escuchar, antes de empezar a realizar con ellos una terapia que estimule su cerebro.

Daniele Ferreira Santos, es una madre de 29 años que afirma que su hijo de dos meses puede oír, pero tiene dificultades para ver. “Estoy muy triste. No sabemos cómo de afectado está su cerebro y si puede tener otros problemas en el futuro”, dice.

Ventura afirma que los bebés necesitan recibir terapia durante sus primeros tres o seis meses de vida para mejorar así su visión. En una carta al editor publicada en la revista The Lancet, Ventura y su equipo alertan a la comunidad médica de los problemas de visión detectados en los niños brasileños nacidos con microcefalia, y cuyas complicaciones se cree que pueden estar causados porque sus madres se infectaron con el virus Zika durante su embarazo.

{ Comments on this entry are closed }

 

Alertan sobre afectaciones del virus del zika en mujeres en embarazo

En casos de Brasil se presentaron alteraciones neurológicas y microcefalia en los recién nacidos.

eltiempo.com

Como embarazos de alto riesgo deben declararse los de aquellas gestantes que contraigan el virus del zika. Este lineamiento fue dado a conocer este miércoles por el viceministro de Salud, Fernando Ruiz, debido al aumento de los casos de microcefalia y otras alteraciones neurológicas en los recién nacidos de mujeres que tuvieron Zika durante el embarazo, registrados en Brasil el mes anterior.

De acuerdo con el Instituto Nacional de Salud (INS), desde el inicio de la transmisión de la enfermedad en Colombia, en el segundo semestre del 2015, se han confirmado 14 casos de gestantes con zika y 202 más se reportaron como sospechosos.

Martha Lucía Ospina, directora del INS, insistió en la importancia de que la mujer acuda lo más rápido posible a los servicios médicos ante la sospecha de haber sido picada por el mosquito que transmite esta enfermedad, el vector Aedes aegypti, pues hasta los cinco días de haberla contraído se puede confirmar, por medio de muestras de sangre, la presencia de la misma.

El funcionario manifestó que “no siempre que el vector pica a una mujer en estado de embarazo se le transmitirá el virus del Zika y que, en caso de presentar la enfermedad, no siempre el feto tendrá alteraciones neurológicas”.

El Viceministro recordó que el brote de manchas rojas, la conjuntivitis seca, la fiebre y el malestar general son los principales síntomas de esta afección. Así mismo, indicó que una persona puede presentar todos esos síntomas o solo algunos de ellos.
 

{ Comments on this entry are closed }


Estadisticas